Alternativas de Financiamiento para pymes

Toda empresa debe implementar y desarrollar una política financiera básica para obtener financiación para desarrollar sus proyectos y objetivos empresariales. En muchas ocasiones, las empresas carecen de este plan de financiación y; por ese motivo, hemos realizado este artículo para reflexionar sobre la importancia de disponer de un buen plan de financiación y desarrollar algunas alternativas financiamiento para pymes.

Además de la política de inversión, necesarias para mantener una eficiencia en la explotación y para su expansión; las empresas deberían optar por disponer de una política de financiación que incluya un protocolo para repartir los dividendos y beneficios.

Dentro de ese plan de actuación, los directivos financieros deberán conocer y analizar las diferentes fuentes de financiación para obtener la más eficaz en cada caso, fijando su objetivo de endeudamiento.

Hay que saber que las fuentes de financiación pueden agruparse en dos grandes grupos:

  • Financiación propia o interna: es la autofinanciación de la propia empresa, dado que ésta en el desarrollo de su actividad económica genera una serie de recursos y beneficios que conforman la financiación interna y con estos la empresa puede autofinanciarse. Básicamente, la financiación interna está formada por los beneficios de la sociedad, la modificación del capital, las amortizaciones y las provisiones.
  • Financiación ajena o externa: es cuando la empresa decide obtener financiación ajena a su entidad. En este apartado se encuentran la emisión de acciones o participaciones, la solicitud de subvenciones y ayudas oficiales, o la solicitud de préstamos y créditos.
Financiamiento para pymes

1) Las mejores alternativas de Financiamiento propia para pymes

Las empresas y pymes tienen múltiples opciones para obtener financiación con recursos propios o autofinanciarse: préstamos participativos, inversión capital-riesgo (“Venture Capital”), conformación de reservas, reparto de dividendos y la utilización de los activos para captar recursos financieros.

Esta última es una de las mejores alternativas para el financiamiento de pymes, pudiendo realizar las siguientes operaciones para captar recursos financieros:

1. a) Factoring

El Factoring es una operación mercantil donde un empresario asigna los créditos comerciales o deudas que ostenta frente a su clientela a otro empresario especializado. Legalmente ha de ser una entidad o un establecimiento financiero de crédito (p. e. DGF), y que se comprometa a prestar un conjunto de diversos servicios (p. e. gestionar el cobro) a cambio de una comisión o precio.

A través de un contrato de factoring, la empresa se libera de llevar una parte sustancial de su contabilidad, así como de realizar las gestiones de cobro y asegurarse de la certeza del mismo.

Por tanto, el funcionamiento es muy sencillo. Básicamente los clientes hacen llegar a las empresas de factoring público las facturas cuyos pagos necesitan recibir lo antes posible; para que éstas efectúen el pago al cliente descontándole el importe por una comisión y los intereses que se hayan establecido. De este modo, las empresas disponen de ese dinero anticipadamente, mejorando su liquidez y; olvidándose de la gestión de cobro para centrarse en los objetivos reales de su negocio.

Según el riesgo asumido, existen dos tipos de factoring:

  • Factoring sin recurso: consiste en que consiste en la opción de que la compañía de factoring se haga cargo de la cobertura del riesgo, teniendo que pagar las facturas incluso si el deudor no lo ha hecho.
  • Factoring con recurso: es una situación contraria a la anterior y es la forma más habitual de gestionarla. En este caso en el contrato no está recogida la asunción de los impagados por parte de la empresa de factoring y el servicio prestado por la empresa de factoring, se limita a servicios administrativos y anticipo del importe de la factura.

1. b) Leasing y renting

Es una operación de arrendamiento o alquiler mercantil en la cual una empresa intermediaria o compañía de leasing adquiere unos bienes que van a ser objeto del arrendamiento; cediendo su uso a un arrendatario por un tiempo determinado y por un precio determinado, establecido en cuotas periódicas.

Una vez concluida la duración del contrato, el arrendatario tiene la facultad de comprar el bien a través del valor residual. Esta facultad es un derecho, no una obligación, puedo devolver el bien al propietario.

Son susceptibles de leasing tanto los bienes muebles como inmuebles. La duración mínima para los objetos muebles es de 2 años y para los inmuebles 10 años.

El Leasing se diferencia del Renting en que en este último no hay opción de compra tras la finalización del contrato.

Por tanto el Renting no es lo mismo que el Leasing, pero funcionan de manera muy similar salvo por que en el Renting no hay opción de compra tras la finalización del contrato. Algunas escuelas como la de EFEM, consideran que el Renting en realidad es una variable de Leasing; pero dirigido fundamentalmente a bienes muebles de forma que permite al cliente de estos servicios poder disfrutar de la utilización (por ejemplo vehículos).

1. c) Sale and lease back

El Sale and lease back es una modalidad de arrendamiento financiero por la cual una empresa propietaria de un activo se lo vende a una entidad financiera para que ésta se lo vuelve a ceder en arrendamiento financiero.

Esta práctica se realiza cuando la empresa necesita financiación de forma rápida ya que obtiene de manera instantánea el precio de venta del bien, pero implica que la empresa pasa de ser propietaria de los bienes a arrendataria de los mismos.

1. d) Confirming

Finalmente, hay que señalar también el confirming o confirmación de pagos como una alternativa para financiar a pymes. Se trata es una operación por la cual un cliente de una sociedad de factoring acude a ésta no para cederle los créditos, sino justo para lo contrario; para que le gestionen el pago de sus deudas a los acreedores.

De esta manera, la empresa de factoring se convierte exclusivamente en un gestor de pagos de manera que al vencimiento es quien se encarga de liquidar las deudas de su cliente.

El confirming presenta una ventaja para cada uno de los sujetos que intervienen en esta operación:

  • Para los acreedores, representa una ventaja porque las deudas quedan garantizadas por una entidad financiera; permitiendo solicitar el anticipo del pago con unos costes financieros menores.
  • También representa una ventaja competitiva para los clientes de la sociedad de factoring; pues les permite obtener una financiación mediante el aplazamiento del pago de las facturas ya vencidas (que habrán sido hechas efectivas al acreedor por el factor), o bien mediante el anticipo del pago de las facturas al factor, en cuyo caso, lo que se realiza es una gestión de tesorería por la cual el factor retribuye a su cliente por dicho anticipos de fondos.
  • Finalmente, también supone una ventaja para las sociedades de factoring ya que les permite captar clientela por el lado de los acreedores de sus clientes.

1. e) Descuento de pagarés

La mayoría de trabajadores autónomos y pymes recibe pagarés por los servicios realizados a cobrar en amplios plazos de tiempo, hecho que dificulta el día a día de su negocio. Gracias a entidades de cobro como DGF, las pymes y autónomos reciben apoyo por parte de las entidades de financiación.

Hay que tener en cuenta que el descuento de pagarés es un servicio que permite al beneficiario de un pagaré cobrarlo antes de la fecha de vencimiento y, en algunos casos, asegurarse el cobro del mismo. De este modo, gracias a recurrir a una entidad financiera podemos conseguir liquidez al instante y; además de una forma rápida y sencilla. Incluso en muchos casos podrán ahorrar tiempo y dinero en la gestión administrativa de la gestión de los compromisos de pago. Por tanto, es otra de las mejores alternativas de Financiamiento para pymes.

2) Las mejores alternativas de Financiamiento externo para pymes

Las empresas y pymes también pueden recurrir a financiase a través de un financiamiento externo; es decir, recurrir a métodos de financiación que no depende de los recursos propios de la empresa ni de sus reservas. 

Hay que tener en cuenta que el modelo de negocio ideal es aquel que combina porcentajes de distribución equitativos de financiación interna y de financiación externa.

La financiación externa está conformada por múltiples operaciones financieras: emisión de obligaciones y bonos; solicitud de subvenciones y ayudas oficiales; préstamos y créditos de garantías; descuentos con efectos comerciales; financiación con pasivo circulante; titulación de activos…

Para las pymes, recomendamos las siguientes operaciones:

2. a) Financiación bancaria a corto plazo

En aquellos casos en los que la financiación ofrecida a la empresa por los proveedores no sea suficiente para cubrir las necesidades de liquidez en el proceso de explotación, se podrá acudir a las entidades financieras en busca de financiación a plazos de vencimiento cortos.

Normalmente, para la concepción de préstamos bancarios, la empresa deberá garantizar la solvencia de su empresa, y aportar garantías adicionales.

2. b) Pagarés de empresas

Para recurrir al pagaré de empresas, normalmente tenemos que ser una gran empresa y tener una buena reputación para utilizar este medio alternativo a la financiación bancaria a corto plazo.

El vencimiento de estos pagarés de empresa o pagarés financieros suele ser inferior a 6 meses y con unos costes que suelen ser inferiores a los concedidos por las entidades financieras para las operaciones con poco riesgo.

Estos valores están sujetos a la normativa del mercado de valores, considerándose como valores negociables si cumplen con aquellos requisitos establecidos en dicha Ley.

2. c) Crédito comercial

Las posibles vías de aplazamiento de pago o facilidades de pago efectuadas por los proveedores a las empresas, pueden instrumentarse en distintas formas:

  • Cargo en la cuenta del cliente por parte del proveedor, donde las mercancías son enviadas a la empresa junto con una factura, efectuándose un mero apunte contable.
    • Es el crédito más usado proporcionando una gran flexibilidad por cuanto se puede retrasar el pago, sin  consecuencias legales, en varios días surgen posibles tensiones de tesorería.
    • En ciertas ocasiones puede suponer un pequeño coste para la empresa derivado del aplazamiento del pago (donde el proveedor lo refleja cómo descuento por pronto pago).
  • Giros con efectos comerciales: los más habituales son:
    • Cheque: es una orden de pago nominativa o al portador, incorporada a un documento formal, por la que se autoriza a retirar la cantidad consignada, de la cuenta bancaria de la cual es titular el acreditado. Para que tenga validez debe cumplir con todos los requisitos señalados en la Ley Cambiaria.
    • Pagaré: es una promesa de pago en un título formal y privado, por la que se compromete el acreditado a abonar una cantidad en una fecha y lugar determinado. También tiene que cumplir con los requisitos contenidos en la Ley Cambiaría y del Cheque.
    • Letra de cambio: es un documento mercantil por el cual una persona (librador) ordena a otra (librado) que abone una cantidad de dinero en un lugar y en una fecha determinada a la orden de un tercero (tenedor).
    • Recibo: es documento privado que no se encuentra regulado en la Ley Cambiaria, por lo que no es posible iniciar acciones legales contra su impago.

2. d) Solicitar subvenciones y ayudas públicas como una de las alternativas de Financiamiento para pymes

Las subvenciones son otra de las alternativas de financiamiento para pymes de tipo externo. Se trata de solicitar ayudas públicas para cumplir con unos determinados objetivos y metas.

Para poder solicitarlas hay que leer las bases de la convocatoria y cumplir con todos los requisitos exigidos por la Administración Pública.


Conclusiones sobre las alternativas de financiamiento para pymes

Las empresas y pymes tienen múltiples opciones para obtener financiación a través de operaciones de autofinanciación o a través de operaciones de financiación externa.

Existen muchas opciones tanto de un modelo como del otro; pero en este artículo hemos visto las más recomendables para pymes y pequeñas empresas.

Hay que tener en cuenta que el modelo de negocio ideal es aquel que combina porcentajes de distribución equitativos entre la financiación interna y la financiación externa; por lo que nunca es negativo recurrir a los dos modelos descritos.

Es cierto que para optar por las distintas opciones disponibles, es recomendable valorar el estado financiero de la empresa por lo que sería interesante recurrir al asesoramiento jurídico, fiscal y financiero de la entidad antes de realizar alguna operación.

Enrique Ruiz Prieto

¡Hola! Soy asesor jurídico, fiscal y laboral. Amo los viajes, las historias y las narraciones, la tecnología, la justicia social y el emprendimiento. Si te gustan temas, te invito a quedarte y leer mi blog, donde te enseñaré a comprender el apasionante mundo del derecho y el funcionamiento de las tecnológicas digitales.

Sumario
Alternativas de Financiamiento para pymes
Nombre del artículo
Alternativas de Financiamiento para pymes
Descripción
Las empresas necesitan recibir financiación para desarrollar sus objetivos y proyectos. Descubre las mejores alternativas de Financiamiento para pymes.
Autor
Editor
Ruiz Prieto Asesores
Logotipo
Por favor, comparte!!
  •  
  • 2
  •  
  • 201
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  • 2
  •  
  • 201
  •  
  •  
  •  

Deja un comentario

Información básica sobre protección de datos

  • Responsable Enrique Ruiz Prieto - Ruiz Prieto Asesores .
  • FinalidadModerar los comentarios. Responder las consultas.
  • Legitimación Su consentimiento.
  • Destinatarios Raiola Netwoks.
  • Derechos Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional Puede consultar la información detallada en el Aviso Legal.